Arranca con gran éxito la campaña de la aceituna en San Esteban del Valle

Julián González. La voz del Tajo

La cooperativa San Pedro Bautista de San Esteban del Valle (Ávila) ha comenzado ya la campaña de la aceituna con unos excelentes resultados de recogida en los primeros días de cosecha. Pese a la fuerte sequía que padece toda España, la recolección de este año puede batir todos los récords en cuanto a kilos de aceitunas se refiere.
Desde que comenzó el pasado día 16 de noviembre, se está logrando una media diaria que supera casi los 50.000 kilos. Hasta el cierre de esta edición, se llevaban cosechados 320.000 kilogramos, lo que supone más del 30% de la cosecha de hace tres años, cuando se llegaron a recolectar unos 900.000 kilos en toda la campaña. El buen tiempo de estos días, la cantidad de aceitunas que tienen este año la mayoría de los olivos y las máquinas que se utilizan ya para el vareo de las aceitunas están permitiendo que se superen las cifras de ejercicios pasados. Hace tres años, que resultó ser también un buen año, se llegaron a recoger entre 28.000 y 30.000 kilos diarios. 

De momento, no se sabe la rentabilidad que puede haber pero lo importante es que, por ahora, la calidad es muy buena, por lo que cabe esperar que se logre la categoría de virgen extra que todos los cosecheros y el presidente de la Cooperativa San Pedro Bautista, Pedro José Gómez, desean. Hay que señalar que, para lograr la categoría virgen extra, no solo se tiene en cuenta el grado de acidez, sino además los sabores y olores que transmite el aceite en las diferentes catas que se realizan. En la medición, la acidez pondera un 50% y el sabor y el olor otro 50%. Según su presidente, la aceituna está llegando a la almazara con una calidad muy buena, bastante verde, y muy sana. Los fuertes calores de los meses de septiembre y octubre no han afectado como otras veces a las diferentes variedades. Ha influido también mucho en la calidad, los consejos que, cada año, la junta directiva envía a sus socios en la política de concienciación de curas preventivas. Desde hace tiempo, la junta se ha marcado como objetivo primordial que los cooperativistas cuiden sus olivos, no solo en cuanto a la poda que realizan del árbol y la quema del ramaje para evitar las plagas, sino en el control de la picadura de la mosca. Estas campañas están redundando muy positivamente en la calidad del producto final. Su presidente señala que, de esta forma, se está logrando un producto de alta calidad que ha permitido entrar en la marca Tierra de Sabor, y que tanto éxito está dando a toda la comunidad de Castilla y León. El aceite de San Esteban del Valle se comercializa bajo la marca La Moraleda. Toda la labor de marketing que Pedro José Gómez y su equipo vienen desarrollando ha permitido introducir el oro líquido de esta localidad en el negocio de la restauración madrileña. Los restaurantes Casa Lucio, Viejo Madrid y El Landó, son algunos de sus principales clientes.